footer

Lo mejor que podíamos hacer, dadas las circunsatancias, era una revolución

...::Politocracia::... | ¡MALDITO ALLENDE!
Descubre el cómic ¡Maldito Allende!, una obra cargada de periodismo y rigurosidad. La llegada al gobierno de Chile de Salvador Allende y el golpe de Pinochet
21346
single,single-post,postid-21346,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-4.1,side_area_slide_with_content,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2,vc_responsive
ilustración de Allende

¡MALDITO ALLENDE!

Por Fidel Martínez

Salvador Allende (1908-1973) fue, junto a Fidel Castro y Ernesto Che Guevara, una de las figuras emblemáticas de la revolución marxista latinoamericana del pasado siglo XX, una revolución que logró implantarse con diferentes grados de éxito en unos cuantos países de este convulso continente aquejado de una continua, y podría decirse que endémica, inestabilidad política. Pero a diferencia de estos dos guerrilleros, Allende se desempeñó en el terreno de la política prácticamente desde sus inicios, con el añadido de que su impronta se caracterizó por mantener un perfil más conciliador que militarista.

Allende, un nuevo socialismo

Tras una intensa actividad política que le valió el favor del pueblo chileno, consigue en las elecciones de 1970 y de la mano de Unidad Popular, hacerse con el gobierno de su país. Fiel a su palabra inicia una reforma agraria y la nacionalización de la industria minera del cobre, una de las principales fuentes de riqueza del país, lo que le vale la antipatía de los sectores más conservadores, así como de EE.UU, país que en plena Guerra Fría intrigaba y orquestaba entre bambalinas la destrucción del comunismo allí donde tuviera visos de consolidarse.

El alzamiento militar

La tensión crece a causa de la presión ejercida por ambos agentes, lo que desencadena una grave crisis económica interna que culmina con el levantamiento del ejército el 11 de septiembre 1973, que bombardea y toma el Palacio Presidencial de La Moneda, derrocando al electo presidente Allende para instaurar en su lugar el represivo y a la postre duradero Régimen Militar del dictador Augusto Pinochet.

Como si de una tragedia clásica se tratara, el militar Augusto Pinochet había formado parte de una confabulación para traicionar a quien lo nombró comandante en jefe del ejército, el presidente que en un último gesto de resistencia y lealtad a la palabra dada a su pueblo decide quitarse la vida antes que claudicar, convirtiéndose así en mito y mártir de la causa de izquierdas.

¡Maldito Allende!, el cómic

Esto es lo que en resumen nos cuenta “¡Maldito Allende!” el libro de historieta escrito por el ex corresponsal francés Olivier Bras y el ilustrador argentino Jorge González, una obra bien escrita – algo que por desgracia en este medio no resulta ser un tópico – y de una factura gráfica espléndida.

Pero lo que interesa resaltar es la utilización que hace Bras de su faceta periodística para conferir al relato una factura cercana al reportaje o incluso al documental en el terreno de lo visual, que desarrolla una narrativa cercana a los usos y modos propios del periodismo narrativo, y que introduce a un tercer personaje que irrumpe en el binomio dialéctico Allende-Pinochet, con la función de actualizar y reactivar un debate que se centra en el enfrentamiento prolongado hasta nuestros días de ambas facciones, y como consecuencia, en la aparente incapacidad o negativa del ser humano para posicionarse en el lugar de aquel que le es totalmente adverso. Para este personaje, cuya vida se ha desarrollado en el extranjero, recuperar su identidad chilena pasa por encontrar una solución a tan difícil cuestionamiento.

Y no es baladí que esta indagación la realice junto a su pareja, de profesión periodista, ya que el periodismo verdadero, ese que no es tendencioso ni se adscribe a ideología o entidad económica alguna, posee los atributos de rigurosidad y objetividad necesarios para contarnos la Historia, un relato hasta ahora circunscrito a las élites de poder, desde una óptica de compromiso social, pues su práctica no se exime de un posicionamiento ético y moral. Tamaña responsabilidad tienen los que podrían considerarse los nuevos cronistas de nuestro devenir en el tiempo.

Y la Latinoamérica de hoy cuenta con algunos de los mejores reporteros de la actualidad, profesionales que se juegan la vida cada día para ofrecer a sus conciudadanos la realidad que otros se afanan en arrebatarles. Estos son los auténticos herederos del compromiso de un presidente íntegro que llegado el momento del fatal desenlace, prefirió morir y no huir, a sabiendas de que toda vida es valiosa en sí misma, para defender el pacto de débito y servicio suscrito con el pueblo chileno y mantenerse fiel a él hasta su último aliento.

Bibliografía:

¡Maldito Allende!
Olivier Bras y Jorge González
ECC Cómics
Agosto de 2017
https://www.ecccomics.com/comic/maldito-allende-3557.aspx

No Comments

Post a Comment

*